Facebook Twitter Google +1     Admin

Tumor de mediastino extraído por mínimo acceso, después de la noticia

20180722191829-tumor-de-mediastino-extraido-por-minimo-acceso-despues-de-la-noticia.jpg

A la derecha de adentro hacia afuera los doctores Miguel, Manuel y Jesús, y a la izquierda, los licenciados en Enfermería Alexis Torrensa Llanes y Ramón Leyva Céspedes, quienes la visitaban antes de su regreso a casa.

En esta ocasión no presencié la operación. Eso no importa. Lo que realmente trasciende es la intervención quirúrgica realizada por primera vez por mínimo acceso en la provincia de Camagüey, Cuba. Se trata de la extracción de un tumor de mediastino en el hospital universitario Manuel Ascunce Domenech, de esta ciudad.

La noticia fue dada, pero qué hay detrás de esta, cómo transcurrió un antes y un después.

Nislay Molina Nápoles, camagüeyana de 33 años de edad, acompañaba a su madre al médico de otro hospital citadino, el clínico quirúrgico Amalia Simoni. Cuenta ella misma que sentía algunos síntomas inespecíficos y su mamá estaba preocupada. “Por intuición de madre —dijo—, le pidió a la residente en Radiología, la Dra. María del Carmen Hernández Quiroga, que me hiciera un ultrasonido y fue complacida”.

Y añadió: “Cuando la doctora vio las imágenes siguió sus investigaciones, o sea, mi caso fue un hallazgo. Estuve en manos del Dr. Daniel Ramos Díaz, especialista en Hematología de ese mismo centro hospitalario, él fue igual muy profesional y atento, y determinó que me valorara la Dra. Karina de Armas, especialista en Neumología, quien me trajo hasta el Dr. Miguel y aquí estoy, ya operada. Agradezco la atención recibida en todos los casos, y los médicos y enfermeros de este servicio han sido muy dedicados”.

El Dr. Miguel no es otro que aquel que me inspiró a titular uno de mis trabajos aquí como que vi las manos de Dios, ese que a pesar de ser Doctor en Ciencias Médicas, Profesor Titular y especialista de Segundo Grado de Cirugía General y cirujano principal, y director del hospital, es muy sencillo y jovial, de hecho como dije en otra ocasión, todos le dicen Miguelito.

Él dio a conocer que el tumor estaba situado en el mediastino superior, o sea, por detrás de la silueta cardíaca, y la conducta seguida propició una herida más pequeña, menos invasiva, y una recuperación mucho más rápida al compararla con el modo convencional, incluso, que fuera ambulatoria, pues en horas la paciente ya estaba de regreso en casa.

Por supuesto, aparte del diagnóstico preciso que trajo consigo Nislay, el Dr. García Rodríguez estuvo acompañado por un equipo todos estrellas, como fueron el Profesor y Dr. Israel González Moya, los doctores Arián Benavides Márquez y Elvia Galindo García, responsabilizados en la Anestesiología y Reanimación y el acto quirúrgico contó con la asistencia de la licenciada en Enfermería Ana María Hernández Pérez y los residentes en Cirugía, los doctores Manuel Chávez Chacón, de México, y Jesús Menéndez Rizo.

Antes de retornar a su hogar Nislay dijo sentirse bien y agradecida, algo que corroboraron su esposo y una tía que la ayudaba en ese momento. No se perdió tiempo y el éxito hablaba por sí solo.

Hasta hoy mantuve criterios errados acerca del mediastino, aunque sí sabía que era un sitio del organismo humano muy complejo para ser abordado. Es el compartimento anatómico extrapleural situado en el centro del tórax, entre los pulmones, por detrás del esternón y las uniones parodontales y por delante de las vértebras y de la vertiente más posterior de las costillas óseas, en su interior se albergan el corazón, grandes vasos, restos del timo, parte distal de la tráquea, partes proximales de los bronquios, esófago, nervios vagos, nervios frénicos —envían señales de comunicación entre el cerebro y el diafragma—, y el conducto torácico.

Me alegra infinitamente haber ampliado mis conocimientos en relación con este detalle, mas lo importante es que Nislay ya está en casa, su recuperación será en breve y que a partir de ahora se abren nuevos y buenos caminos hacia procederes médicos de esta naturaleza. Es por eso que me uno a la felicitación que muchos han ofrecido a estos profesionales de la Salud, derecho que me da este, mi blog especializado.

Texto y fotos: Olga Lilia Vilató de Varona (Cuqui)

Comentarios » Ir a formulario

No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.





Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris